Una vez que recibimos las prendas, las llevamos a nuestras tintorerías asociadas, ahí se encargan de lavar y desinfectar cada prenda, dejándola como nueva. Cabe destacar que optamos por servicios de lavado artesanal para ahorrar agua en la medida de lo posible.